martes, 30 de junio de 2009

Honduras: Después del golpe militar interrumpen cadenas y radios internacionales


Honduras.- Mientras en las calles de Tegucigalpa y de otras ciudades crece la tensión después del golpe de Estado en Honduras, el presidente de facto, Roberto Micheletti intenta controlar los medios de comunicación.

La cadenas de noticias CNN (EE.UU.) y Telesur (Venezuela), por ejemplo, eran intencionalmente interrumpidas por el gobierno para que no puedan informar lo que ocurría en el país y apenas algunas radios daban cuenta de lo que ocurría. En otros puntos de la capital grupos de jóvenes organizaban "piquetes", quemaban neumáticos, maderas, botellas y hasta algunos pedazos de hierros se fundían en las llamas.

"Aquí no hubo golpe de Estado porque los hondureños siguen regidos por la Constitución, a la que el anterior gobierno quiso reformar sin ningún fundamento y de manera ilegal", había dicho poco antes de los disturbios el presidente de facto, Micheletti a la radio HRN.

"Respetamos a todo el mundo y sólo pedimos que nos respeten, y nos dejen en paz porque el país se encamina a elecciones generales libres y transparentes en noviembre", agregó.

En las cercanías de la Casa Presidencial, estas palabras no hicieron más que enardecer los ánimos. "Este señor es un golpista, como han dicho todos los líderes del mundo. Y más temprano que tarde, y yo creo que más temprano, el presidente Zelaya va a regresar al poder", dijo a Clarín un dirigente sindical que prefirió guardar su nombre en el anonimato.

Al caer la noche, Tegucigalpa volvía a la normalidad. La lluvia seguía castigando este valle rodeado de montañas cubiertas de pinos. Todos, se apuraban por llegar a sus casas antes de las 21, cuando comienza a regir el toque de queda, hasta las 6 de la mañana. A esa hora, los hondureños deberán volver a sus trabajos. Y algunos, a las barricadas.

Hugo Chávez: “¡Qué Dios cuide al Presidente Obama!”

En Nicaragua se reunieron presidentes y cancilleres del SICA (Sistema de Integración Centroamericano) aprovechando la oportunidad de condenar fuertemente el golpe de Estado en Honduras. Durante la reunión el Presidente de Venezuela, Hugo Chávez, pidió hasta la intervención de los Estados Unidos deseando que "Ojalá que no maten al Presidente Obama. Que dios cuide al Presidente Obama.", haciendo alusión al pleito que él Chávez tiene con la cadena de Televisión Fox News.

Con información de Clarin y Canal15